02 de Septiembre de 2014
13 Diciembre de 2012 | Crónicas emigrantes

Experto militar da su opinión sobre el proceso de La Habana

Experto militar da su opinión sobre el proceso de La Habana
Foto:http://colombiaopina.wordpress.com/2012/12/13/experto-militar-da-su-opinion-sobr

Hablar del señor General (r) Carlos Alberto Fracica no sólo es hacer referencia a un hombre de armas que en su ejercicio profesional pudo conocer el país entero y el dolor a que se encontraba sumergido por la acción criminal del narcoterrorismo, sino de un hombre que mantuvo la fe en que el conflicto no era interminable.

Su horizonte como soldado de Colombia le hacía prever que la seguridad indudablemente jalonaría el progreso de esas zonas apartadas donde al comando de sus tropas llegaba como presencia del Estado para rescatar a los pobladores de largos años de olvido.

Estuvo al frente de la Fuerza de Tarea Omega que en cumplimiento de la Política de Seguridad Democrática y la labor de control territorial, operacional y social ejecutó exitosamente los objetivos de seguridad del Estado y que permitieron mejorar ostensiblemente la situación en las zonas donde actuó la Fuerza de Tarea, permitiendo que las personas que emigraron retornaran a sus lugares de origen y los índices delincuenciales bajaran, sin embargo, sin embargo como señalara el mismo General (r) Fracica, aún no se ha logrado restablecer plenamente la confianza y las ganas de trabajar de su población y aprovechar así los múltiples recursos con que cuenta la nación.

Un hombre victorioso en la guerra al narcoterrorismo muestra hoy otra faceta poco divulgada de los militares colombianos, el convencimiento de una paz negociada y política con los actores de la violencia que necesariamente tendrá como efecto el desarrollo integral de la Patria.

Sus apreciaciones derrumban el mito creado en torno a la institucionalidad militar como auspiciadora de la guerra cuando en realidad siempre se ha preparado para la paz, la guerra ha sido un mal necesario en el que precisamente militares y policías han pagado un muy alto costo en sacrificio de vidas, de calidad de vida también como seres humanos y como familias.

A juicio del General (r) Fracica, estas son unas Farc distintas: las que están negociando ahora son más políticas que militares. En El Caguán eran más militares que políticas y hoy día son unas Farc que no están derrotadas pero sí muy debilitadas. Las Farc y sus aparatos políticos ya se dieron cuenta de que por la vía armada no van a llegar a la toma del poder ni a lograr los cambios sociales que ellas tanto promueven.

Nace entonces una nueva estrategia, que sale de la izquierda internacional y que busca cambiar la lucha armada por la lucha política[1], es decir, suprimir de una vez por todas de su plataforma política la tesis de la combinación de las formas de lucha para llegar al poder que han sostenido desde mediados de los años 50 del siglo pasado.

Resalta precisamente que en las intervenciones de Alexandra Mariño (la holandesa Tanja Nijmeijer) afirma que no quieren la guerra sino la paz y la participación en política, apartándose del discurso prepotente de otras épocas en que abordaban el tema con la amenaza de la guerra sino se aceptaban sus condiciones de manera absoluta.

--------------------------------------------------------------------------------

EL TIEMPO. El boyacense que combatió por varios años a las Farc cree que hay condiciones para lograr la paz.Miércoles 12 de diciembre de 2012. En: http://www.eltiempo.com/colombia/boyaca/ARTICULO-WEB-NEW_NOTA_INTERIOR-12444206.html

Por: NUEVAS OPINIONES

VOTOS: 1
Cómo le pareció esta publicación?
Su voto: Ninguno (2 votos)

Opiniones

0

Este es un espacio para la construcción de ideas y la generación de opinión. Este espacio busca crear un foro constructivo de convivencia y reflexión, no un escenario de ataques al pensamiento contrario.

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado. Regístrese o ingrese aquí