SOYPERIODISTA.COMImprimir

Comente el anunciado plan de erradicación de la pobreza extrema > Noticias | 13 Febrero 2013 - 6:45am

Tinto mata Coca-Cola. Coca-Cola mata mujer

Por: Alfonso Acosta Caparrós | Soyperiodista.com

Cuando leí la noticia publicada en El Tiempo, sobre una mujer de sólo 30 años de edad que murió por tomar Coca-Cola, me costó un poco creerlo.

Casi todos la tomamos o la hemos tomado. Y personalmente me parece una deliciosa experiencia, agarrar la botella o lata sudorosa del frío, beber uno o dos tragos largos y sentir como se desborda por la cascada de mi garganta, no sin antes dejar una sutil y efervescente explosión de chispitas estallando en mi paladar…Ahhhhh…

Pero cuando metí el pitillo de la curiosidad en el contenido del artículo, casi me atoro cuando leí que la mujer se tomaba: ¡Nueve litros de Coca-Cola diarios!

Natasha Harris, falleció a causa de una arritmia cardíaca provocada por el excesivo consumo de la famosa bebida, según informó “Radio New Zealand” y el canal “TVNZ”.

¡Nueve litros de Coca-Cola diarios durante varios años!

Eso en suma total es beberse, no una gaseosa sino un camión entero; O como afirmó el juez del caso: Nueve litros de Coca-Cola equivalen a novecientos setenta gramos de cafeína y más de un kilo de azúcar diarios.

Es como prepararse y tomarse -no sé- algo así como mil tintos endulzados con un kilo de azúcar rigurosamente todos los santos días.

¿Ven? Tinto mata Coca-Cola, Coca-Cola mata mujer.

Además se concluyó en la investigación de su muerte, que Natasha Harris, aparte de gravísimos problemas causados por la monumental cantidad de dulce, comparada sólo con el nombre del Cerro de Pan de Azúcar, en Rio de janeiro, Brasil, presentaba varias capas de grasa en su hígado y además provocó, que uno de sus hijos naciera sin esmalte en sus dientes.

Por supuesto, el Ministerio de la Salud en Nueva Zelanda no puede responsabilizar a Coca-Cola, por semejante preferencia de una consumidora que lamentablemente se volvió adicta.

¡Adictísima!

En varios intentos por disminuirle su exageradísimo consumo, imagino que ella defendía su dosis diaria hasta con la uñas.

Sobre “la negrita con cintura“- me refiero por supuesto a la Coca-Cola- como le llamaban a su botella clásica, existen varias verdades que parecen mitos o mitos que parecen verdades: la bebida era promocionada y vendida hace más de cien años por su fabricante, el farmaceuta John Pemberton, que como buen culebrero, recorría todas los pueblos del Viejo Oeste en su carreta y cuando tenía suficiente auditorio echaba su carreta, para venderla como poderoso jarabe de efectos curativos.

Dicen que es una de las primeras palabras que aprende a decir un niño. También dicen que su fórmula súper secreta la conocen de generación en generación, sólo dos personas y que ambas no pueden viajar juntas en el mismo avión. Certifican que es la bebida gaseosa más consumida en el mundo…por millones y millones de personas. …No por una sola.

Todo extremo es vicioso…lección que queda.

Porque en este caso, Coca-Cola no fue para Natasha, La Chíspa de la Vida.

Sino de la muerte.

 

@ profecaparros

 

Dirección web fuente:
http://www.soyperiodista.com/noticias/nota-18537-tinto-mata-coca-cola-coca-cola-mata-mujer