24 de Abril de 2014
17 Noviembre de 2012 | Recomendaciones | (Colombia)

Educar para enfrentar

TEMÁTICA: ¿Qué tan tolerante considera que es la sociedad hoy en día?

Educar para enfrentar
Foto:lad. la intolerancia

 

No voy hacer una exposición cansona sobre el tema,  como lo hago en asuntos  políticos y económicos, más bien lo que quiero entrar analizar lo enfoco por el lado filosófico de la naturaleza material de como estamos concebidos  y la virtud que nos   mueve, o  ése principio vital que  hace en cada uno de nosotros como seres vivos, el pensar,  a la vez que razonamos para  frenar o callar nuestra conducta o sistema  hacia los demás, con el propósito de legitimar nuestro  concepto de ser racional, frente a lo irracional que nos llevaría por  largo camino de la angustia e infelicidad.

Pero,  ¿cómo podemos comprender los hechos y motivaciones que  el diario transcurrir de la vida,  nos enfrenta,  a nuevos modos de existencia social, -como complejas   matemáticas- que nos lleva  a polarizar  en   clases, medidas, discriminaciones o simplemente, llenando de odio cada una de las élites sociales, porque no hay coherencia ni una sustancia que ate las normas convencionales de equidad, armonía, igualdad y respeto por todos y todas, sin miramiento alguno de raza, etnia  o color?

Una cuestión que hace de  la tolerancia:     la percepción y coherencia que se debe tener en   los conceptos al ser   recibidos por  la persona, si es   bueno,   a desarrollar su interior para ser un mejor individuo, o,  el enfrentamiento   existente entre el bien y el mal, en el cual navegamos   cada uno  de los que  pisamos el planeta.

Pero no es todo: La sensibilización juega un  poder importante en la tolerancia, y ésta sí que no está a disposición de los números en las que la tecnología nos tiene, porque solo para el sistema, el  vivir o sociabilizar  es una medida muchas veces sin importancia y cuando es significativo,    somos un concepto matemático más. He ahí, por qué somos  intolerantes y caprichosos, los procedimientos van siempre en contraposición del pensamiento, excluyendo y determinando cuáles y quienes son mejores que otros, fomentando brechas raciales  a la vez que empobrece la raza humana.

Somos intolerantes, no porque hayamos nacido  con esa característica, la sociedad con todas sus transformaciones  nos lleva a cambiar interior y exteriormente, para satisfacer a unos cuantos, mientras que nosotros como seres humanos, no tememos poder decisorio con nuestra identidad ni mucho menos con nuestra integralidad como racionales.  

 Los conceptos confunden y desestabilizan, más cuando se fundan en la mentira y en la incapacidad de las distintas clases sociales de absorberlas, cuando se debería tener un criterio específico  para cada una de ellas.  Por eso afirmo que la tolerancia se apoya mucho en la coherencia, en la estabilidad económica, social, cultural y de clases. 

En consideración limito a decir que:  Una sociedad justa y  equilibrada, una política social austera y sin restricciones así como también,  educación con fácil adquisición y un pleno empleo, hace que todo ser humano tolere las distintas circunstancias de la vida, y tengamos paz y armonía social.  

 

 

Por: Luis Alejandro Díaz/

VOTOS: 3
Cómo le pareció esta publicación?
Su voto: Ninguno (3 votos)

Opiniones

3

Este es un espacio para la construcción de ideas y la generación de opinión. Este espacio busca crear un foro constructivo de convivencia y reflexión, no un escenario de ataques al pensamiento contrario.

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado. Regístrese o ingrese aquí

Comentarios

luisalejandrodiaz

luisalejandrodiaz

19 Noviembre de 2012
5:10 pm

Amigos - amigas y anóminos que leen la reflexión gracias

ladypapa

ladypapa

18 Noviembre de 2012
3:30 am

La educación debería ser el camino, pero también ha sido manipulada y desvirtuada.

luifernd

luifernd

18 Noviembre de 2012
1:26 am

LUISALEJANDRO,felicitaciones por tu lúcida nota.Felicidades!!!